Rafael Nadal, quien disputó la semana pasada el Mubadala World Tennis Championship en Abu Dhabi, ha anunciado hoy a través de sus redes sociales que, al retornar a España, ha dado positivo en coronavirus.

Esta noticia supone un revés en la planificación del tenista manacorí para los primeros torneos de la temporada. Rafa Nadal, que decidió no disputar la ATP Cup, está inscrito en el ATP 250 de Melbourne, previsto para la primera semana del año. Este torneo le serviría para entrar de nuevo en el ritmo competitivo tras meses alejado de las pistas. No obstante, tras el positivo en coronavirus, las opciones de ver al tenista español en las canchas a principios de enero han descendido de forma radical.

Por el momento, en caso de participar en la gira australiana, deberá retrasar su vuelo a Melbourne, previsto para el 29 de diciembre. En el aire queda, además, que pueda conseguir su principal objetivo: participar en el primer Grand Slam del año, el Open de Australia, fechado entre el 17 y el 30 de enero.

Cabe recordar, por otro lado, que su futuro a corto plazo en el circuito no estaba claro, ya que, tras finalizar el torneo de exhibición, Rafa Nadal no aseguró su presencia en Australia, alegando que debía consensuarlo con su equipo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.